English English Català Català

Protección de datos personales

Erola Gracia Malfeito, abogadaLa legislación de protección de datos pretende preservar la intimidad de las personas frente a la recogida, tratamiento y uso indiscriminado de datos personales. Se dedican grandes esfuerzos a tratar de proteger los datos, pero, pese a todo, cada día circulan más que nunca. A veces no nos damos cuenta que clicar "acepto" cuando instalamos una aplicación puede ser más transcedente de lo que parece. Aquí te explico los conceptos básicos de la protección de datos desde el punto de vista de la persona.

¿Qué es un dato personal?

Se considera dato personal cualquier dato o información que permite conocer la identidad de una persona física viva, identificada o identificable. Esto significa que los difuntos, las sociedades mercantiles y las organizaciones están excluidos de la protección de datos.

¿Qué son los datos especiales?

Los datos especiales son lo que se refieren a:

Este tipo de datos tienen una protección mucho más estrictas y su tratamiento y posesión está prohibido, salvo que el interesado lo haya autorizado específicamente o por un interés público basado en una obligación legal, por ejemplo, perseguir un delito.

¿Por qué se protegen los datos?

El uso indiscrimando de éstos afecta a la intimidad de las personas. La mayoría las no aceptamos ser digitalmente transparentes, por la exposición pública que ello supone. Además, se están dando muchos casos de robo y abuso de datos a través de correos, suplantaciones, virus y otros mecanismos que recopilan y utilizan maliciosamente nuestros datos personales. La información es poder y tener expuestos nuestros datos personales es conceder a otros poder sobre nuestras vidas.

La razón principal de la protección es garantizar que nuestros datos personales sólo serán tratados con nuestro permiso y que sólo serán públicos los que decidamos que lo sean.

¿Cuáles son los objetivos de protección?

La legislación de protección de datos persigue que se cumplan los siguientes objetivos:

¿De quién son los datos?

Los datos son del interesado, no de la organización que los trata, aunque tenga permiso para ello. Como consecuencia, el interesado tiene una serie de derechos sobre los datos que cedió, especialmente el de revocar el consentimiento bajo ciertas condiciones.

¿Qué derechos tengo?

Los derechos de las personas sobre sus datos personales son los de acceso, rectificación, supresión y confidencialidad.

Los anteriores derechos no pueden ejercitarse frente a administraciones públicas que, por ley, puedan tratar los datos sin consentimiento del interesado.

¿Cómo ejerzo mis derechos?

El primer paso suele ser usar el derecho de acceso para comprobar qué datos constan, origen y consentimiento. Conocidos los datos, podemos pedir su rectificación o supresión.

El proceso debe hacerse por escrito y por un medio de deje constancia de la recepción.

Si nuestra petición es ignorada o rechazada, deberemos presentar denuncia a la Agencia de Protección de Datos.